Nuestro enfoque

El enfoque que AM aplica a su forma de trabajar es bien sencillo, nos centramos en resolver las necesidades de nuestros clientes.

Situamos al cliente en el centro de nuestro trabajo, siendo sus necesidades y circunstancias los elementos que marcan nuestras acciones. Nuestros clientes son nuestro mayor aval y nos esforzamos por ofrecerles un servicio de calidad, ya que, como dijo Philip Kotler “La mejor publicidad es la que hacen los clientes satisfechos”.

Somos una organización pequeña, lo que nos permite ofrecer un contacto más cercano y personalizado. Esta característica nos permite ser contemplado como un recurso interno pero con las ventajas de la externalización. Tal y como nos gusta ver en AM Consultores, realizamos el camino del descubrimiento (identificar necesidades y planificar las soluciones) junto con nuestros clientes.

Cuando llegamos a un acuerdo de consultoría, la empresa se convierte en “nosotros”; nunca es “cuáles son VUESTROS resultados este mes”, sino “cuáles son NUESTROS resultados”.

Aunque la presencia física de miembros de nuestro equipo es a veces imprescindible, la mayor parte del tiempo nos mantenemos en contacto usando todos los medios disponibles hoy día. Siempre tenemos acceso remoto a los sistemas informáticos de nuestros clientes para trabajar de la manera más transparente posible.

Se nos ha repetido con frecuencia que nuestra “ventaja competitiva” es que proporcionamos seguridad (“peace of mind”) ya que construimos una relación de plena CONFIANZA.

Nuestra forma de enfocar esta relación hace que nuestros clientes no sientan que pierden parte

 del control o que los suyos se sientan menos mimados.

No somos una organización grande; no soportamos una estructura grande y cara. Nuestros honorarios son razonables.

¿Qué puede perder?